Ciencia y tecnología, Entretenimiento

Una breve historia de casi todo


Una breve historia de casi todo

Se escribió en 2003 y sabia de su existencia, pero fue hasta hace poco más de una semana que comencé a ansiarlo con insistencia, y justo hace 8 días lo compré. Ahora llevo leída más de la tercera parte de sus 500 páginas y eso porque no tengo más tiempo. Conclusión: el libro me tiene enganchado. Y no solo porque soy amante de los libros de divulgación científica, sino también porque este tiene un plus, quizá un tanto morboso: aprender algo de ciencia mientras nos deleitamos enterándonos de las vidas -miserables, excéntricas, escandalosas, deprimentes, tristes, graciosas, efímeras, enfermas y demás- de los científicos que hicieron sus aportaciones a la humanidad.

Sumamente recomendable para empaparnos de un poco de cultura general que mucha falta nos hace. Encontrarán un libro de lectura ligera y sin complicaciones con buenos toques de humor y con suerte hasta saldrán aprendiendo algo. La facilidad con que hoy podemos saber el tamaño de la Tierra, los planetas o las galaxias, sus edades y demás datos se reduce a dar unos simples teclazos en Internet y ya. Es tan simple que quizá nunca nos pasa por la mente como se han obtenido dichos datos. En un relato casi cronológico, Bill Bryson pasa a explicar cómo pasamos de la nada a lo que ahora somos. Como los hombres de ciencia con algo más que creatividad e ingenio y en ocasiones debrayando en la locura lograron proponer curiosas soluciones.

Bryson, quien por cierto ha escrito otros libros que nada tienen que ver con la ciencia pero son igual de divertidos, nos deja una prosa nada complicada y cien por ciento deleitable. Claro tambien cuenta mucho la excelente traducción al español, que pese a los pequeños errores que algunos lectores exigentes han encontrado, es un excelente trabajo. Y en repetidas ocasiones el autor me ha robado unos sonrisas con el libro. Como cuando habla de Marsh y Cope, dos paleontólogos estadounidenses que llegaron a odiarse tanto que sus equipos se llegaron a agarrar a pedradas. Y su redacción elegante y comiquísima como cuando afirma que ‘las propuestas de Lavoisier fueron revolucionarias, pero que lamentablemente coincidieron con otra revolucion, la francesa, donde Lavoisier estaba en el bando equivocado’. O cuando dice que ‘Pierre Curie comenzó a sufrir radiopatía a causa de sus investigaciones y que hubiera sufrido con seguridad problemas desagradables de no ser porque lo atropellaron en Paris y murió’.

Ya estoy sacando unos extractos para hablar de dichos temas en el blog. Pero oajalá no pierdan la oportunidad de leerlo, estoy seguro que les va a encantar. Les dejo tres párrafos de la introducción (aqui esta completo):

Bienvenido. Y felicidades. Estoy encantado de que pudieses conseguirlo. Llegar hasta aquí no fue fácil. Lo sé. Y hasta sospecho que fue algo más difícil de lo que tú crees.
En primer lugar, para que estés ahora aquí, tuvieron que agruparse de algún modo, de una forma compleja y extrañamente servicial, trillones de átomos errantes. Es una disposición tan especializada y tan particular que nunca se ha intentado antes y que sólo existirá esta vez. Durante los próximos muchos años –tenemos esa esperanza–, estas pequeñas partículas participarán sin queja en todos los miles de millones de habilidosas tareas cooperativas necesarias para mantenerte intacto y permitir que experimentes ese estado tan agradable, pero tan a menudo infravalorado, que se llama existencia.
Por qué se tomaron esta molestia los átomos es todo un enigma. Ser tú no es una experiencia gratificante a nivel atómico. Pese a toda su devota atención, tus átomos no se preocupan en realidad por ti, de hecho ni siquiera saben que estás ahí. Ni siquiera saben que ellos están ahí. Son, después de todo, partículas ciegas, que además no están vivas. (Resulta un tanto fascinante pensar que si tú mismo te fueses deshaciendo con unas pinzas, átomo por átomo, lo que producirías sería un montón de fino polvo atómico, nada del cual habría estado nunca vivo pero todo él habría sido en otro tiempo tú.) Sin embargo, por la razón que sea, durante el período de tu experiencia, tus átomos responderán a un único impulso riguroso: que tú sigas siendo tú.

Estándar

2 thoughts on “Una breve historia de casi todo

  1. http://tumundovirtual.wordpress.com dice:

    Hola, de verdad te felicito, tú página me parece muy interesante y sobre todo tiene muy buen contenido, a la vez te invito a ti y a todos tus visitantes para que visiten también mi blog el cual es http://tumundovirtual.wordpress.com si te gusta mi blog te propongo la idea de que nos linkemos. espero tu mensaje.

  2. rayiceman dice:

    Gracias, estaré echando un vistazo a tu blog que por cierto noté que tienes bien nutrido de entradas, visitas y múltiples temas. Espero dejar mi comentario en breve.

    Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s