Ciencia y tecnología, Computacion

Asana


AsanaÁsana viene del sáncrito y hace alusión a ciertas posturas del yoga. Sin embargo, Asana también es el nombre de un nuevo producto que se agrega a la larga lista de herramientas colaborativas y de administración de proyectos. Llámese Microsoft Project, Google Docs, el difunto Google Wave, las wikis o el típico Outlook, parece que herramientas sobran pero a la vez ninguna convence.

¿Cuál es la novedad de Asana? De entrada, sus creadores son Dustin Moskovitz, co-fundador de Facebook y Justin Rosenstein, un ingeniero de software de Stanford que ha trabajado en Google y Facebook. Desde que se conocieron en Facebook varias de sus charlas giraron en torno a crear un software de productividad discutiendo varios problemas conocidos. En 2008 dieron el paso y ambos dejaron Facebook para materializar su idea. De acuerdo a su percepción, en las herramientas actuales se invierte una gran cantidad de tiempo tratando de organizar el proyecto y el equipo, resulta demasiado fácil perder el control sobre todo y al final se acaba con una engorrosa gestión de personal y trabajo.

En la presentación de Asana, Rosenstein expone que se cimienta sobre dos pilares: velocidad y estructura.

Respecto a la velocidad,  uno de los primeros problemas que Moskovitz y Rosenstein abordaron fue la complejidad de las actuales aplicaciones RIA (Rich Internet Application) ya que mantienen una enorme dependencia entre lenguajes y herramientas: JavaScript, HTML, CSS, SQL/NoSQL, backend languages, build tools, etc. Esta complejidad se traduce también en lentitud, algo indeseable para una herramienta colaborativa.  Para sortear este problema, crearon Lunascript, un lenguaje en el que solo se define el modelo de datos y las funciones entre dicho modelo y las vistas o interfaces de usuario. Eso es todo, el compilador de Lunascript hace lo demás: Javascript del lado del cliente, SQL del lado del servidor y completa sincronización bidireccional en tiempo real. Según sus afirmaciones, con esta solución se ahorra hasta 90% de tiempo de desarrollo. Este es el corazón de Asana y la respuesta luce bastante bien. De hecho los cambios son reflejados simultáneamente a todos los usuarios. Cabe aclarar que  por el momento Lunascript aún no está disponible para usarse en algún proyecto, pero andan en planes.

El otro pilar es la estructura. Otro gran problema de las herramientas actuales es su poca flexibilidad. Esto hace que los usuarios vuelvan eventualmente al modelo tradicional de gestionar todo por emails y de conservar su propia copia y su propia organización. En Asana todo está organizado por tareas (tasks) que fácilmente pueden ser etiquetadas (tags) y reorganizadas. De esta manera un miembro del equipo puede consultar rápidamente sus tareas, pero a la vez estas también pueden tenerse organizadas por proyecto o bien pueden discutirse en forma de chat.  Por si fuera poco, entre sus planes esta incluir un fuerte soporte para tener un motor de búsqueda de texto, canales de noticias (news feeds), muros de tareas (per-task walls), poder deshacer cualquier acción, control de versiones, avanzados modelos para compartir o restringir el acceso, integración con LDAP, soporte offline, tareas recurrentes, dependencia de tareas, soporte para móviles, flujos de trabajo, visualizaciones (gráficas, estadísticas), entre otros.

Por el momento Asana aún está en su fase beta. Las compañías interesadas en probarlo pueden inscribirse. También están contratando gente (aunque solo aplica si vives en EU). Su demo luce bastante bien y habrá que esperar otro tiempo más para echarle un vistazo. Esperemos que entreguen un producto decente y funcional que no venga a ser tan solo otro más en la lista.

Referencias:

Curiosidades:

  • En Google, Justin Rosenstein trabajo en el equipo de Google Page Creator, proyecto que finalizó en 2009 y fue reemplazado por Google Sites. En Facebook, estuvo asignado a Facebook Bacon, una aplicación de publicidad que debido a problemas legales también fue retirada en septiembre de 2009.
  • Dustin Moskovitz también aparece en The Social Network, y es interpretado por Joseph Mazello.
  • Entre las cosas que ofrece la compañía a sus empleados están dos comidas 100% orgánicas al día y clases de yoga como grupo in-house una vez a la semana. No son obligatorias, aunque parece que se toman muy en serio lo de la meditación.
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s